Procreacion Consciente

¡Un movimiento de Procreación Consciente está marchando a través del mundo! 

Un camino hacia liberarnos de las adicciones.
Por Elena Tonetti-Vladimirova, 2009.
Traducción: Flora Gró. Edición: Nily Goldenberg.

En mi artículo 'Impronta Límbica', describí el mecanismo de la correlación entre la forma en que nacimos y la calidad de nuestra vida emocional como adultos. La impronta límbica es una capacidad innata del sistema nervioso para absorber y memorizar, no cognitivamente, toda la información del entorno circundante durante el período de formación pre-verbal, desde el momento de la concepción, a través de los 9 meses de gestación, el parto y los primeros años de vida.
Esto significa que si el bebé estuvo saturado predominantemente con hormonas 'de amor' de la madre -Oxitocina y otras dopaminas- crece bien y se siente seguro de venir a ser parte de esa familia. Si, por el contrario, el bebé fue expuesto a experiencias estresantes mientras estaba en el útero, tuvo un nacimiento traumático y sus necesidades no fueron adecuadamente satisfechas luego, eso significaría, automáticamente, por parte del cerebro límbico del bebé, la adopción del abandono y el dolor como la norma. Contra toda lógica, el sistema nervioso registraría la soledad y el sufrimiento como la '”zona de confort” ya que la corteza cerebral (lógica) no está desarrollada aún y no puede razonar cognitivamente.
Hoy, quiero abordar la correlación entre la forma en que nacemos y nuestras tendencias adictivas. Napoleón, por ser quien era, dijo en 1810: "Si Francia tuviera buenas madres, tendría buenos hijos" - él entendió esta dinámica claramente, mucho antes que el campo de la psicología prenatal fuera desarrollado y los neurobiólogos publicaran gran cantidad de investigaciones científicas al respecto. El Sr. Napoleón simplemente utilizó su sentido común y su capacidad de observación.
No es casualidad que la cultura de la droga de la década de 1960 estallara después de que las drogas médicas se introdujeran en las salas de parto durante la década de 1940. Las madres fueron adormecidas y dopadas. Esto determinó que toda la generación dependiera de productos químicos como una manera de hacer frente a la vida. La experiencia de las drogas en un recién nacido, las manipulaciones bruscas inmediatamente después del nacimiento por parte de desconocidos enmascarados en el hospital y la profunda soledad que sigue cuando el bebé es arrebatado de la madre, tienen efectos devastadores. Estos procedimientos le llegan al bebé como un shock total - entumecimiento, desorientación, desconexión de la Fuente de la cual el alma de este niño acaba de ser tan groseramente arrojada... El mayor problema es que el sistema nervioso registra este cóctel de sensaciones como la "la poción de la vida".
La violencia tiene la misma fuente que cualquier forma de conducta adictiva; de hecho, la violencia es sólo la otra cara de la moneda. Un dolor emocional insoportable por la falta de una profunda sensación de pertenencia, la experiencia de la  puede convertirse en una urgente necesidad de infligir dolor a los demás, a sí mismo, o a ambos.
La mayor ironía es que nuestro deseo inherente de sentirnos bien, con nosotros mismos y con el mundo que nos rodea, de encontrar ese 'paraíso perdido' - el sentido de pertenencia a alguna Fuente amorosa omnipresente- es exactamente lo que impulsa la búsqueda no calificada hacia la solución rápida…
No hace falta decir que los bebés que no fueron traumatizados durante su período de formación no son propensos a convertirse en adultos violentos y adictivos. Incluso si en el futuro experimentan con drogas, tienen lo que se necesita para recuperarse y seguir adelante con su vida.
Ramana, uno de los yoguis legendarios de la India, dijo una vez que cuando finalmente experimentó la Iluminación, se prolongó sólo durante 15 segundos, pero tuvo suficiente impacto en él como para pasar el resto de su vida en devoción a ese momento.
Para las mujeres, este tipo de experiencia de Iluminación está biológicamente disponible cada vez que van a entrar en trabajo de parto para dar a luz a un bebé. La cantidad de oxitocina, la hormona 'del amor', que su cerebro es capaz de liberar dentro de su corriente sanguínea sería suficiente para entrar en ese 'tan buscado' estado de Iluminación que millones de personas se están esforzando para lograr a través del yoga y varias otros prácticas espirituales. Definitivamente es el gran efecto de la "droga" natural que se supone que es nuestra 'configuración básica'. Si faltó en el momento de 'programación' al nacer, nos vemos obligados a anhelarla durante el resto de nuestras vidas, sin encontrarla nunca...
Cuando el cuerpo de una mujer es capaz de hacer su trabajo sin interferencia de sus propias ansiedades o interferencia médica, es capaz de experimentar un estado total de felicidad durante el parto. Luego las hormonas correspondientes en su sistema "dialogan" con la producción de hormonas del bebé - 'cableando' así los 'ajustes' del bebé hacia una profunda sensación de bienestar y una actitud valiente hacia el estar vivo, presente en el cuerpo, y fusionado en profunda conexión con la madre, que es sentida, por parte del bebé, en este caso, como la Fuente de la Existencia, enorme, protectora, nutriente, amorosa. Esa es la sensación más básica que cada uno de nosotros tiene el derecho de experimentar, porque así es como se supone que funciona el paisaje neuro-biológico y hormonal de la procreación femenina. Lamentablemente, hasta ahora, es sólo un privilegio de tan pocos... Porque si una mujer no nació bien ella misma, su cuerpo no sabe cómo producir suficiente oxitocina durante el parto. La buena noticia es que es posible volver a entrenar nuestro sistema nervioso para lograr una producción suficiente de esta hormona, sin medicación. Hay muchas maneras de hacerlo, para más información ir a www.birthintobeing.com.
Tenemos que aprender a ser amables con nosotros mismos. Es, en la mayoría de los casos, más duro que aprender a caminar o hablar - ser verdaderamente amables con nosotros mismos, sin cederle lugar a las adicciones, - a veces es el mayor tabú en nuestro sistema nervioso, si  fue 'entrenado' para sufrir desde el principio de los tiempos...
Es exactamente por esto que el viaje más largo que podemos emprender es el viaje de la cabeza al corazón. El único camino que es más largo que ése, es el de nuestros genitales a nuestros corazones... Porque si nuestro sistema nervioso se desconecta de nuestro cuerpo desde el principio, debido a los altos niveles de estrés durante nuestro período de formación, no tenemos un punto de referencia de lo que se supone que se siente el estar a salvo, ser amado, bienvenido. Incluso si nuestros padres nos amaron, eso no quiere decir que supieran cómo expresar su amor de manera que pudiéramos sentirnos realmente amados, porque probablemente no tuvieron un buen modelo a seguir para sentirse amados por sus propios padres... En mi opinión, hay alrededor de 2-5% de las personas en nuestro planeta, que pueden decir: "Me sentí amado cuando era un niño"... Puede ser que alrededor del 15% pueda decir: "Me sentí emocionalmente seguro con mis padres ", pero sentirse amado - no muchos...
Ahora, lo lógico, lo responsable de hacer en nuestra sociedad - es poner al nacimiento en el contexto de la vida, así las mujeres no se sienten impotentes intentando pujar para dar a luz al bebé y no buscan a otra persona a quien entregarle su poder (ya sea una partera, una amiga, un compañero, o algún experto en un traje de la autoridad, que cree que sabe sobre el nacimiento sólo porque fue a la escuela). Cualquier gata sabe dar a luz. Cualquier varón, de cualquier especie, no lo sabe.  ¡No es una actividad mental! Al cuerpo de un hombre le faltan demasiadas partes cuando se trata de comprender el nacimiento. Es como si uno estuviera tratando de entender la trama larga y muy complicada de un drama psicológico en la televisión con el sonido silenciado - puede verlo, pero no puede identificarse...
¡Hay tanto más en el dar a luz que lo que el ojo puede ver! Es una experiencia profundamente mística, chamánica, es por eso que tiene rango de rito de pasaje, de iniciación en la maternidad, en las culturas indígenas (a pesar de ser también una función anatómica normal).
La mujer pasa por una metamorfosis completa, hasta el fin-del-mundo-como-lo-conocía, a través de rendirse ante su propia mortalidad y luego emerger en el otro extremo, victoriosa, activada en este poder que nunca supo que poseía... O se pierde toda la experiencia de pasar por esta prueba y obtiene la droga y la cirugía...
La razón principal de las complicaciones al nacer es el propio trauma de nacimiento de la madre; su miedo - al nacimiento, a la vida, a su propio potencial... y por supuesto, su incapacidad para relajarse en medio de la intensidad de sus sensaciones. Aquí es donde aparece la introducción de la conciencia en el enfoque sobre la producción de personas. Para crear conscientemente un nuevo ser humano hay que estar al tanto de todas las complejidades y las responsabilidades de una tarea tan enorme y prepararse para ella correctamente.
Dar a luz - es una activación definitiva de lo Divino Femenino en una mujer. Después, su creatividad, su comprensión de los misterios de la vida, está disponible para ella- si decide prestar atención. Es un desperdicio - ¡perder esta oportunidad increíble y simplemente optar por una cesárea electiva! Por supuesto, ¡si hay una indicación médica real, estamos muy agradecidos de que la ayuda profesional esté disponible en el hospital! Pero, aún así, en la sociedad normal, el porcentaje de cesáreas no debería ser mayor del 10 a 12%, hablando muy conservadoramente, - ¡es una cirugía abdominal mayor peligrosa con enormes efectos secundarios psicológicos para el niño, y lo que sucede en algunos países ahora, es que las tasas de cesárea son de hasta un 85-95%! Yo creo que es muy poco profesional que los médicos que están presionando para la cesárea no se tomen la molestia de educarse a sí mismos acerca de las consecuencias de este procedimiento en el aspecto emocional de la vida de la nueva persona. Estas asombrosas estadísticas están disponibles a partir de los últimos 15 -20 años y nada de esto se encuentra en los libros de texto médicos, ninguna de las investigaciones de psicólogos prenatales está en el plan de estudios obligatorio.
No tenemos tiempo que perder esperando los cambios en sus políticas. Está realmente en manos de las mujeres educarse y saber lo que quieren y lo que no quieren. ¡Más bebés nacen a cada momento! Podemos sentarnos y señalar con el dedo o podemos simplemente despertar y hacer lo correcto.
Volviendo al Modelo de Procreación Consciente, uno de los principales aspectos es la Conexión Consciente con el espíritu del niño por nacer antes de la concepción. Con esto viene tanto apoyo emocional... ¡y la oxitocina inunda el cuerpo!
Después, la lactancia materna es un acto puramente chamánico, también - ¡el cuerpo de una mujer produce la sustancia más enriquecedora en el mundo, y la produce de la nada! ¡Ella la convoca y la genera a pedido! ¡Y brinda una enorme producción de oxitocina para ambos, la madre y el niño!
¡Un movimiento de Procreación Consciente está marchando el mundo! Yo lo veo sucediendo en todo el mundo con mis propios ojos. Viajo mucho con mis seminarios y puedo dar fe - hay muy pocos lugares en la Tierra donde las mujeres todavía están en un sueño profundo. Sobre todo, ¡estamos en alza, señoras!
La respuesta a todos los problemas de nuestra civilización, -no sólo a las adicciones destructivas, sino a todos los líos violentos o simplemente estúpidos basados ​​en el miedo, que hemos creado - es erigir una nueva generación de seres humanos que no estén programados en el dolor y el sufrimiento, que estén libres de culpa y vergüenza desde el principio, y sean libres para vivir por la ley del sentido común y la compasión sencilla de uno hacia el otro, que es el estado natural del ser humano. ¡Podemos reclamar el Paraíso y traer el Cielo a la Tierra en una generación!
En el gran juego de la vida, la vida nunca va a perder. Seguirá suavemente el fluir del lento proceso natural. La vida aceptará igualmente CUALQUIER resultado de cualquier evento por el poder de su propia lógica, independientemente de lo que la gente piense acerca de ello. No va a esperar por nosotros, a menos que aprendamos a comunicarnos con este gran poder de lo Divino Femenino para crear vida. Podemos pedirle que nos perdone y nos dé otra oportunidad para crear una calidad de vida digna de llamarnos a nosotros mismos seres humanos. Con o sin nosotros, la vida continuará. La tarea de hacer a los seres humanos felices no era parte del gran diseño. Es nuestra tarea. Y cuando nos liberamos de ser "programados" en el abandono, descubrimos la felicidad como nuestro estado natural.
Pieza Opcional: mientras tanto, tenemos que encontrar la manera de ayudar a los que están en el medio de este dilema con las adicciones. A mi entender, el primer paso en la curación de las adicciones es reconocer que existe un comportamiento adictivo, independiente de la persona que está mostrando este tipo de comportamiento. Hay un gran espacio entre el hábito y el que está teniéndolo. Uno no tiene que identificarse con la adicción. Cuando la separación entre los dos se estableció siquiera vagamente, es una cuerda salvavidas para entender que puede haber una elección, que se puede ser más GRANDE y más fuerte que el hábito.
De hecho, es el mecanismo mismo de identificarse con la adicción lo que nos quita el poder y no deja mucha esperanza para un cambio positivo. Pero darse cuenta: "¡Yo no soy eso!" le permite al "Yo'' ver esto desde una perspectiva mayor: el futuro no tiene por qué ser igual al pasado. El pasado sólo tiene tanto poder sobre nuestros comportamientos como nosotros le demos, seamos conscientes de ello o no. Debajo de todo, nuestra responsabilidad directa, y en realidad la única durante esta vida - para con nosotros mismos- es encontrar nuestro sentido de conexión con la Fuente de la cual llegamos aquí, a la Tierra. Así podremos recordar por qué lo hicimos.


Showing 1 reaction

Please check your e-mail for a link to activate your account.
  • followed this page 2016-09-29 08:51:13 -0700